Comparte

La digitalización se ha convertido en una de las claves a la hora de ofrecer servicios jurídicos, pues las consultas acerca de temas legales se han disparado ante una normativa cambiante e inestable.

Vivimos en la era del marketing digital, la estrategia que todas las empresas abarcan con mayor o menor intensidad y entre las que se encuentran los despachos de abogados, que ya no se mantienen a la espera de recibir a un nuevo cliente frente a su puerta.

El perfil de consumidor es cada vez más digital, por lo que la estrategia fijada por los bufetes de abogados también ha de serlo, y hoy más que nunca deben tener claro de qué forma estar presentes en Internet para alcanzar el éxito.

SER o no SER lleva años trabajando en la presencia digital de varios despachos de abogados, mediante rigurosos y detallados estudios, y el desarrollo de estrategias profesionales. Nuestro trabajo primeramente consiste en un análisis de los objetivos del cliente, tras el que definimos el público al que nos vamos a dirigir y ponemos en marcha el plan de marketing digital.

No solo basta con disponer de una web estática y permanecer presente en las redes sociales, sino que la labor comunicativa hacia el exterior debe ser constante, directa, clara, profesional y completamente coherente y acorde con el mensaje que el despacho quiere transmitir.

Bilbao Abogados, Sanz Seoane Abogados o Sardinero Abogados son algunos de los despachos que ya han confiado en nosotros para abordar su estrategia digital. Sus páginas web pueden convertirse en fuertes canales de captación de clientes si se trabajan de forma óptima, y nosotros sabemos cómo hacerlo.

Somos conscientes de la complejidad del contenido en cuestión, por lo que dedicamos gran parte de nuestro tiempo a la investigación y desarrollo de información coherente y de calidad.

Que ellos sean capaces de mostrar a sus clientes su profesionalidad, especialización y entendimiento en el ámbito legal es nuestra prioridad. Para ello seguimos estrategias personalizadas de marketing jurídico que no solo se basan en trabajar la página web, sino que se centran en incentivar al cliente a ponerse en contacto con su empresa.

 

 


Comparte