Comparte

¿De qué sirve estar presente en Internet si los usuarios no van a encontrarte en la primera página de búsqueda? El posicionamiento SEO es un concepto que a día de hoy ha tomado una gran importancia para todas aquellas empresas presentes en la red que quieren alcanzar un buen posicionamiento en los resultados de búsqueda de Google.

Tal y como ocurre con cualquier estrategia, el primer paso del proceso de posicionamiento SEO consiste en la fijación de unos objetivos claros y realistas, para centrarnos así en lo más importante, y ahorrar tiempo y dinero. Si lanzásemos la estrategia como algo automático, sin valorar y considerar unos objetivos fijados previamente, el fracaso estaría prácticamente asegurado.

La realidad es que no existe un patrón común que asegure el éxito digital de cualquier empresa. Cada una tiene sus propios clientes, productos, servicios, necesidades y metas, y dependiendo de todo ello, los objetivos marcados serán unos u otros. Por supuesto, el fin principal de toda estrategia SEO se basa en aparecer lo más arriba posible en los resultados de búsqueda.

Incremento de tráfico a tu página web

Obtener el mayor número posible de clics en el contenido y mantener al usuario dentro del sitio web el máximo tiempo posible forman el combo perfecto, ¿verdad?

Aumentar el tráfico es uno de los objetivos que todas las webs que no se centran en transacciones financieras comparten. Para ello, es imprescindible generar contenido de calidad que resulte atractivo al usuario, así como hacer una buena selección de keywords o establecer una óptima estructura en el diseño, entre muchas otras prácticas.

Recuerda que el gran buscador penaliza el tan conocido ClickBait y las noticias falsas creadas por muchas webs para atraer tráfico fácil. Invertir más tiempo en generar contenido nuevo, diferente y de calidad es mucho más efectivo que hacerlo a base de copy&paste en unos pocos instantes. ¡A google no se le escapa ni una!

Generación de leads

Una vez ya se cuente con un tráfico considerable, es importante convertirlo en efectivos leads. Generar leads significa ampliar la base de datos de una marca con los contactos de personas potencialmente interesadas en sus productos y servicios. Este es un paso clave dentro del proceso de inbound marketing, pues permite convertir el tráfico generado en contactos de valor y, posteriormente en clientes.

Toda estrategia SEO enfocada a la generación de leads se basa en la Optimización de la tasa de conversión (CRO), a través de la que se analiza y se mejora el ratio de conversión de una página web. El objetivo es captar y lograr que el mayor número de usuarios realice la acción que previamente se haya fijado como objetivo.

Branding

Cuando trabajamos el SEO de una página web, el objetivo es conseguir que los clientes potenciales la encuentren. Pero, es importante saber que el hecho de encontrarla no significa que vayan a escogerla antes que a la competencia, sino que son muchos más factores los que toman protagonismo e influyen en la decisión de compra.

Cada vez es más común encontrarse con empresas que solo se centran en vender, olvidando su imagen de marca y reputación, y este es un gran error. Estamos todos de acuerdo en que preferimos que un usuario nos busque directamente a nosotros antes de encontrarnos por casualidad, ¿verdad? Para ello es importante afianzar el valor de marca, obtener cierta autoridad en nuestro sector y una buena reputación online.

Aumento de las ventas online

¿Sabías que más del 15% de las ventas minoristas de todo el mundo proceden del e-Commerce? La competencia en la era digital es enorme, por lo que es fundamental hacer un buen uso de las prácticas SEO para conseguir que los clientes escojan tus productos por encima de los de tus competidores.

El posicionamiento SEO de venta online es aquel que enfoca los resultados de búsqueda a las operaciones de compra digital. Primero, para que un sitio web tenga un buen rendimiento a nivel de búsquedas, es fundamental que Google pueda rastrearlo. Una vez rastreado, se debe cumplir con varios factores que el SEO técnico y el SEO de contenido recogen para que el usuario finalmente realice la compra: contenido relevante en la web, facilidad de carga y navegación, imágenes optimizadas…

¿Por qué es tan importante el SEO para un sitio web?

Con el boom del mundo online y el gran auge de la competencia presente en la red, las empresas cada vez lo tienen más complicado para ser las escogidas por Google y aparecer en las primeras posiciones de los resultados de búsqueda.

Es por ello que el SEO está cobrando un papel cada vez más importante en los distintos proyectos y modelos de negocio. Mediante la elaboración de textos originales, de calidad y relevantes, así como la optimización de la web en cuanto a tiempo de carga, facilidad de navegación y estructura, se puede llegar a un gran número de usuarios en un tiempo reducido. Es una forma de lograr que el público objetivo conozca la marca y reaccione de forma positiva ante ella.

Teniendo en cuenta que vivimos en una realidad en la que se persigue la instantaneidad y la rapidez, podríamos afirmar que los sitios web que no aparecen entre las primeras posiciones de Google son prácticamente invisibles. Es por ello que la estrategia SEO es indispensable para todos aquellos negocios que quieren potenciar su presencia online. Además, puede perfectamente aplicarse a empresas de todos los mercados, independientemente del rumbo y del modelo de negocio.

Eso sí, antes de poner en marcha la estrategia de posicionamiento orgánico de una web, es fundamental contar con los conocimientos técnicos necesarios que permitan comprender cómo funcionan los motores de búsqueda y cuáles son los parámetros de calidad que se deben seguir. Primero se tendrá que analizar minuciosamente el estado actual del sitio web, así como su estructura, posibilidad de visualización en los dispositivos móviles, la calidad del contenido, las palabras clave empleadas… Y, a partir de ahí, ¡poner en marcha la estrategia SEO!


Comparte